una mentira más


No fue ni tu culpa ni mía
el tequila envenenó
acabamos en un parque
aún cantando esa canción.
Me regalaste un beso,
y yo a ti una disculpa,
porque, ni mucho ni poco,
sólo recuerdo esa multa
al aparcar en doble fila
delante de mi portal,
dejando impresa tu sonrisa
con el vaho de mi cristal.
Cierro los ojos y pienso
que hay un sitio para mí,
mientras recojo la ropa
que aún me huele a ti.

Twitter icon

1 estrellas fugaces:

Elianne dijo...

Actualizas un montón el blog..Yo últimamente no he estado por aquí pero ya me reincorporo :)..


Violetcarsons.

Publicar un comentario